.

.

domingo, 1 de julio de 2012

Junio 2012

Finalizamos un atípico mes de Junio  que  comenzó con la disputa de  la Travesía de los Montes Aquilianos (47 km),  para  a continuación descansar completamente por espacio de 28 días. Cuatro semanas integras sin calzarme las zapatillas de atletismo, ni montarme en la bici ni un solo día. Un Tiempo para la reflexión y para disfrutar de las crónicas de los compañeros que disputaron La Travesera integral de los picos de Europa (la que dicen es la carrera de montaña más dura de toda Europa). Una "parada biológica" necesaria para desconectar, recuperarme muscularmente, cargar las pilas  y empezar a plantear nuevos retos.


En esta nueva fase de la temporada  el objetivo es superar la barrera de los 50 km en competición a finales de septiembre coincidiendo con  la Tilenus Xtreme, y para ello un par de paradas anteriores en el camino;  en Julio la "Maratón de Montaña Resitencia Reino Astur" y en Agosto o bien la Carrera de Montaña Villalfeide-Correcillas o bien el Trail de Valgrande Pajares. Por el medio, y  si las obligaciones familiares  lo permiten, quizás dispute alguna otra prueba de carretera, pero eso ya se irá  viendo sobre la marcha.

Mañana arrancaremos de nuevo el motor y veremos que tal le ha sentado el descanso al mecanismo.

2 comentarios:

  1. Vientu: El descanso es necesario. Al cuerpo hay que hacerle caso. Disfruta el verano. A de la Mata

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que pases buen verano Ángel. Nos vemos corriendo.

      Eliminar